Análisis de las obras de los grandes maestros

download Análisis de las obras de los grandes maestros

of 7

  • date post

    08-Jul-2015
  • Category

    Documents

  • view

    1.757
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Análisis de las obras de los grandes maestros

  • Anlisis de las Obras de los Grandes Maestros

    Eduardo Chillida

    El PEINE DEL VIENTO

    (1977)

    ALUMNA: ROCO IVETTE CEJA MARTNEZ

    TITULAR DE MATERIA: DRA. MARGARITA MARTNEZ LMBARRY

  • 1

    1. CONTEXTO HISTRICO CULTURAL

    En la dcada de los sesenta, se inicia un proceso de desarrollo en el que Espaa

    se incorpora a la Europa industrial. El auge del turismo influye notablemente en la

    economa, pero tambin en las costumbres y mentalidades. Tras la muerte de

    Franco (20 noviembre 1975), Juan Carlos I fue coronado rey, tal como Franco

    haba decidido. Se inicia un complejo proceso de transicin que llevara de la

    dictadura a un sistema democrtico. En torno a 1955, se consolida el llamado

    realismo social . Sin embargo, en la dcada de los 60, los escritores inician una

    renovacin de las tcnicas narrativas.1 Los aos del desarrollismo tuvieron efectos

    paradjicos en la Espaa de aquellos aos. Por una parte, el crecimiento

    econmico consolid la dictadura, superados el aislamiento internacional y los

    aos del hambre de la fase autrquica. La memoria de la guerra civil, la

    maquinaria represora de la dictadura y las penurias y la escasez de los aos

    cuarenta, unidos a las expectativas de mejora de los niveles de vida, actuaron de

    cimentadores de un amplio consenso social en el que se asent la pervivencia de

    la dictadura, dando lugar a lo que ha sido llamado el franquismo sociolgico, por el

    que una amplia mayora social asumi la falta de libertades y la ausencia de un

    sistema democrtico a cambio de una incipiente y mediocre sociedad de consumo,

    construida sobre la base del pluriempleo. De otra parte, y es lo paradjico del

    resultado, el crecimiento econmico provoc profundas transformaciones en los

    usos y costumbres de la sociedad espaola, sobre todo entre las nuevas

    generaciones nacidas despus de la posguerra, cuyos sistemas de valores,

    modos de vida y aspiraciones se encontraban en las antpodas de las bases

    doctrinales, culturales y morales de una dictadura anclada en los rancios valores

    del nacional catolicismo, una visin que la propia Iglesia catlica haba

    abandonado con el papado de Juan XXIII y el Concilio Vaticano II. 2 1Espaa en la dcada de los setentas. http://www.materialesdelengua.org/.../HISTORIA.../XIX_XX_contexto.pdf. Fecha de consulta: 5 de diciembre del 2011. 2 Arte y poltica en la Espaa del desarrollismo. http://www.ucm.es/info/hcontemp/leoc/historia%20spain.htm#El%20franquismo. Fecha de consulta: 5 de diciembre del 2011.

  • 2

    Por cuanto se refiere al contexto cultural internacional, en el mundo del arte surge

    con notorio mpetu entre los aos sesentas y setentas en Estados Unidos, Europa

    y Japn, vertientes artsticas como el arte conceptual, arte povera, body art y land

    art que aluden a la desmaterializacin del arte. La idea prima sobre el objeto,

    hasta tal punto que la realizacin concreta de la obra no es necesaria. Se puede

    hacer arte con cualquier cosa; por tanto el arte como institucin cuya sede es el

    museo deja de tener sentido, extendindose el concepto de espacio musestico.

    Lo artsticamente efmero acompaa el ritmo acelerado de la vida moderna. El arte

    no hace sino ponerse a tono con la ciencia, una ciencia que es una continua

    revisin.3 Se especula con trabajos sobre la naturaleza, cuestionando el cuerpo y

    sus percepciones, los modelos de lenguaje y los sistemas de comunicacin. La

    ganacia del concepto condujo hacia una renovacin material y energtica.

    2. BIOGRAFA DEL ARTISTA Eduardo Chillida Juantegui., (San Sebastin 1924-2002). Escultor espaol

    considerado uno de los mas importantes del siglo XX. Nacido en el seno de una

    familia tradicional y de fuertes convicciones catlicas, fue el tercer hijo de Pedro

    Chillida, militar que alcanzara el grado de teniente coronel y Carmen Juantegui,

    un ama de casa aficionada al canto que compatibilizaba sus tareas domsticas

    con la prctica de conciertos corales en el seno del Orfen Donostiarra.

    En 1943, Eduardo Chillida se traslad a Madrid para comenzar la carrera de

    arquitectura. Aunque nunca acabara dichos estudios, algunos de los preceptos

    ah aprendidos tales como la relacin entre volmenes y espacio tendran una

    importancia decisiva en la formulacin conceptual de sus posteriores trabajos

    escultricos. En 1948, buscando un ambiente creativo mas propicio al que se viva

    en la Espaa franquista, se traslad a Pars., ah, adems de conocer de primera

    mano la obra de artistas como Picasso, Julio Gonzlez y Brancussi, sinti una

    especial fascinacin por la escultura arcaica griega del Louvre.

    3 Los setentas, hacia el fin de los aos dorados. http://www.oni.escuelas.edu.ar/2003/SANTA_FE/216/. Fecha de consulta: 5 de diciembre del 2011.

  • 3

    En 1951 decide regresar a su pas con su esposa y tiempo despus,

    rememorando aquellos aos , dira: Me di cuenta de que Pars as como mis

    frecuentes visitas al Louvre me llevaban hacia la luz blanca de Grecia y del

    Mediterrneo. Comprend que aquel no era mi lugar y le dije a Pili; volvamos a

    casa, estoy acabado. Al llegar, comprend por qu me senta acabado, mi pas

    tiene una luz negra, el Atlntico es oscuro.4

    Se instal en el pas Vasco con su esposa, en la localidad de Guipuzcoana de

    Hernani donde comenz a trabajar la fragua. Su primera escultura abstracta, Ilarik,

    muestra fuertes connotaciones mticas dentro de la tradicin y la cultura Vascas;

    sus exploraciones iniciadas con esta pieza se iran redefiniendo y concretando en

    los aos siguientes en piezas como Elogio del Aire (1), Rumor de Lmites(2),

    Msica Callada(3), o el Peine del Viento.

    . (1)

    (2) (3) 4 Eduardo Chillida. Biografas y vidas. http://www.biografiasyvidas.com/biografia/c/chillida.htm. Fecha de consulta: 5 de Diciembre del 2011.

  • 4

    3. ANLISIS FORMAL DE LA OBRA: PEINE DEL VIENTO (1977).

    En esta obra mxima del escultor se veran condensados los dejos de un arte

    pasado y un arte naciente, atrapando dos momentos culmen representativos en la

    historia del arte: Por un lado, la reticencia al abandono del objeto material; por el

    otro, la obra de arte en pleno ejercicio de dilogo con el universo, en un contexto

    abierto a la naturaleza y en una mezcla de Informalismo, Minimalismo y Land art.

    La msica inventa al

    silencio,

    La arquitectura inventa

    al espacio.

    (O. Paz.)

    Esta obra fue trabajada a lo largo de quince aos y no la culmin hasta 1977,

    cuando las tres piezas de acero de la instalacin fueron definitivamente

    engarzadas frente aqul mar, atvico y oscuro que lo haba visto nacer.

    La obra maestra de Chillida se ha integrado dentro del paisaje de Donostierra en

    el mirador de la plaza creada por el arquitecto Luis Pea Ganchegui. Dicha plaza

    se adapta a la topografa de las rocas, formando unas plataformas escalonadas. El

    conjunto est compuesto por tres esculturas de acero incrustadas en las rocas del

    mar, formadas por varios brazos de seccin rectangular que se entrelazan en una

    especie de forma dentada que parece peinar el viento. El sonido del mar se

    materializa de tal manera que se incorpora a la obra.

  • 5

    Chillida, en colaboracin con el msico Luis de Pablo, realiz en la superficie de la

    plataforma del Peine del Viento, siete perforaciones en las que el mar, en funcin

    de la fuerza y presin con la que entra en el subsuelo del peine, produce una

    presin en el aire que al salir por cada uno de los orificios hace que el mar y el aire

    presionado por las olas, salga al exterior con sonidos correspondientes a las siete

    notas musicales.

    La reflexin sobre el espacio es central en el trabajo de Chillida., dedica una vida a

    envolver al espacio en la obra de arte y de ah a la reflexin de los lmites de las

    cosas, cruzando las barreras entre materializacin y desmaterializacin del

    concepto. Hay una relacin de ida y vuelta entre Chillida y Heidegger en torno al

    espacio, una reflexin y un inters compartidos, una influencia recproca.5

    No siendo Heidegger un pensador interesado por el espacio, mucho ms que por

    el tiempo, pero siendo un metafsico, no pudo menos que preguntarse por el ser

    del espacio que Chillida hace visible en sus obras, frente al poder de la ciencia

    que al hacer hegemnico su saber, edifica el orden del mundo desde su particular

    metafsica cuantificable., se pregunta si el artista plstico no desafa de esta

    manera este poder de la ciencia al mostrarnos otros espacios inmateriales.

    Chillida habla del espacio positivo, la obra, el volumen real de la obra, el espacio

    del objeto presente, frente a la vista evidente, material; y espacio negativo, el

    espacio que queda dentro: lo vaco, el hueco. Espacio negativo como el de una

    fotografa es otra cara de la realidad, donde lo blanco es negro y lo negro es

    blanco. De esta manera, podemos decir que ausencia y presencia son dos

    maneras de existencia, son dos maneras del ser, intercambiables e interdefinidas.

    As es la obra de Chillida que nos sita con los pies muy bien