LIBRO QUINTO (Δ) - · PDF filea todo tipo de principios es ser . lo primero a partir de...

Click here to load reader

  • date post

    26-Dec-2018
  • Category

    Documents

  • view

    212
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of LIBRO QUINTO (Δ) - · PDF filea todo tipo de principios es ser . lo primero a partir de...

LIBRO QUINTO ()

C a ptu lo prim ero

(PRINCIPIO)

Se llama principio(1) el extremo de una cosa a partir del cual puede uno co

menzar a moverse: por ejemplo, ste es el principio de la Ion- 35 gitud y del recorrido desde este lado, pero desde el lado opuesto es otro;

(2) v aquello a partir de lo cual cada cosa puede realizarse 1013a mejor: a veces, por ejemplo, ha de comenzarse a aprender, nopor lo primero, es decir, no por el principio del asunto, sino desde donde sea ms fcil aprender*;

(3) y lo primero a partir de lo cual se hace algo, siendo aquello inmanente (en esto): por ejemplo, as es la quilla prin-

1 A re he.1 En esta acepcin de 'principio' (arch), Aristteles se remite a su cono

cida distincin entre lo que es ms cognoscible en s y lo que es ms cognoscible para nosotros. Tal distincin aparece en otros lugares de la Metafsica. Cf. infra. VII 3. I029b3-13, y n 14.

CMIMWINTypewritten TextARISTTELES - METAFSICAINTRODUCCIN, TRADUCCIN Y NOTAS DE TOMS CALVO MARTNEZ ED. Gredos, 1994

5 cipio del navio y los cimientos lo son de la casa, y hay quienes piensan que de los animales lo es el corazn, otros que el cerebro y otros que cualquier otra parte semejante, sea la que sea;

(4) y lo primero a partir de lo cual se hace algo, no siendo aquello inmanente (en esto), es decir, de donde naturalmente se originan el movimiento y el cambio: el hijo, por ejemplo, tiene su principio en el padre y la madre, y la guerra en la ofensa;

io (5) y aquello por cuya voluntad se mueve lo que es movido y cambia lo que es cambiado: as, se dice que son principios, en las ciudades, las magistraturas, las autoridades, las monarquas y las tiranas, y tambin las artes y de stas, muy especialmente, las rectoras3.

(6) Adems, se dice tambin que es principio (de una cosa) 15 lo primero a partir de lo cual la cosa resulta cognoscible, por

ejemplo, las premisas lo son de las demostraciones.En otros tantos sentidos se habla tambin de causas, ya

que todas las causas son principios4. Y ciertamente lo comn

- Muy especialmente, las rectoras: hai architektonikai mlista. Obsrvese que la palabra arehitecktonika, que traducimos como rectoras* incluye en su composicin el trmino arch. Uno de los significados usuales de este trmino es el de mando, y en este sentido se aplica a las magistraturas y gobiernos. l*as artes y ciencias rectoras son, pues, aquellas a las que corresponde mandar, ordenar y dirigir a las dems. Sobre la sabidura como ciencia rectora, cf. supra, I 1. 981a30 y 2. 982b3-6.

4 Pnta gr t atia archa: ya que todas las causas son principios. La relacin entre los trminos arch (principio) y aition (causa) es vacilante en Aristteles, al igual que en la lengua comn. A menudo tienden a coincidir extensionalmente, aun cuando cada uno de ellos posee un rasgo peculiar del que el otro carece: causa suele comportar la idea de influjo; principio* comporta la idea de orden y prioridad en ste (cf. A q u in o , 751). Como consecuencia de estas diferencias, a) a veces se considera ms amplia la nocin de principio que la de causa: toda causa es principio, pero no todo principio es causa

a todo tipo de principios es ser lo primero a partir de lo cual algo es, o se produce, o se conoce. Y de ellos, unos son inmanentes y otros son extrnsecos, y de ah que principio sean la naturaleza y el elemento, el pensamiento y la voluntad, la en- 20 tidad y el para-qu. Y es que el bien y la belleza son principio, en muchos casos, tanto del conocimiento como del movimiento.

C a ptulo seg un d o

(CAUSA)5

Se llama causa(/) en un sentido, aquello de-lo-cual se hace algo, siendo

aquello inmanente (en esto): el bronce, por ejemplo, lo es de la 25 estatua y la plata lo es de la copa y tambin sus gneros ;

(2) en otro sentido, la forma y el modelo, es decir, la definicin de la esencia y los gneros de sta (por ejemplo, de la octava es la proporcin de dos a uno y genricamente el nmero). as como las partes de la definicin;

(el punto de partida de un trayecto es su principio, y as lo recoge Aristteles en la primera de las acepciones propuestas, pero nadie lo considerara causa del trayecto), b) mientras que otras veces se considera ms amplia la nocin de causa no todas las causas son principios, solamente lo son las causas primeras.

s Ation. Este captulo reproduce, prcticamente de modo literal, el pasaje correspondiente de Fsica II 3. 194b23-95b2l, desde donde fue introducido en este lugar, tal vez por Aristteles mismo. En su explicacin, Aristteles se remite, como esquema fundamental, a su clasificacin de las cuatro causas: materia, forma (esencia), aquello de donde proviene el tnicio del movimiento (agente) y aquello para lo cual (fin). Cf. supra, 1 3, 983a26-32. (En relacin con la terminologa, c f las notas 13, 14 y 15 a este pasaje de I 3.)

(3) adems, aquello de donde proviene el inicio primero 30 del cambio y del reposo: as, el que da un consejo es causa, y

el padre lo es del hijo, y en general, el agente lo es respecto de lo hecho y lo que produce el cambio lo es respecto de lo que resulta cambiado;

(4) adems (est la causa entendida) como fin , y ste es aquello para-io-cual: por ejemplo, el del pasear es la salud. Por qu, en efecto, pasea? Contestamos: para estar sano, y al contestar de este modo pensamos que hemos aducido la causa.

35 Y tambin todas aquellas cosas que, siendo otro el que inicia el ioi3b movimiento, se interponen antes del fin, por ejemplo, el adel

gazar, el purgarse, las medicinas y el instrumental mdico se dice que son causas de la salud; y es que todas estas cosas son para el fin, si bien difieren entre s en que las unas son acciones y las otras instrumentos.

As pues, stos son aproxim adam entetodos los sentidos 5 en que se habla de causa. Ahora bien, puesto que las causas

se dicen tales en muchos sentidos, ocurre que la misma cosa tendr muchas causas, y no accidentalmente (por ejemplo, tanto el arte escultrico como el bronce son causas de la estatua, y lo son en tanto que estatua y no en otro cualquier aspecto, si bien no lo son del mismo modo, sino que lo uno es causa como materia y lo otro como aquello de-donde proviene el movi-

io miento), y habr causas recprocas (as, el ejercicio es causa del buen estado fsico y ste lo es del ejercicio, pero no del mismo modo: lo uno es causa como fin y lo otro como principio del movimiento). Adems, lo mismo es causa de efectos contrarios: y es que aquello que estando presente es causa

b Schedn: aproximadamente, grosso modo. Como seala A le j a n d r o . 350. 20-22. Aristteles utiliza esta expresin porque pueden hacerse y se harn a continuacin clasificaciones ms detalladas, teniendo en cuenta la distincin entre causas propias y accidentales.

de tal cosa, a veces, al estar ausente, lo consideramos causa de lo contrario: por ejemplo, consideramos que la ausencia del piloto es la causa del naufragio, dado que su presencia era la causa de su salvacin. Ambas ausencia y presencia son, por lo dems, causas en tanto que mueven. 15

Por otra parte, todas las causas establecidas caen dentro de los cuatro tipos de causas ms obvios. En efecto, las letras son causas de las slabas, y la materia lo es de los artefactos, y el fuego y ia tierra y las cosas de este tipo lo son de los cuerpos, y las partes lo son del todo, y las premisas lo son de la conclu- 20 sin, en tanto que aquello de-lo-cual (se hacen). Y de todas estas causas, unas lo son como sustrato, por ejemplo, las partes, y otras como esencia: as el todo la composicin y la forma. Por su parte, la semilla, el mdico, el que da un consejo, y en general, el agente, todos ellos, son aquello de donde proviene el inicio del cambio o del reposo. Otras, por ltimo (son causa) como el fin y el bien de las dems cosas. En efecto, el (aque- 25 llo-para-lo-cual) pretende ser lo mejor y el fin de las dems cosas, y nada importe si se califica como bien (real) o como bien aparente. Las causas son, pues, stas y ste es el nmero de sus especies. Y si bien las modalidades de las causas son muchas en nmero, no obstante, si se agrupan, tambin ellas resultan ser pocas.

Las causas se dicen tales, pues, en muchos sentidos, y entre 30 las de la misma especie unas son anteriores y posteriores respecto de otras: por ejemplo, el mdico y el hombre de arte son causa de la salud, y de la octava lo son el doble y el nmero, y las que abarcan a cualquier otra lo son siempre de los efectos particulares (de sta).

7 El todo (t te hlon) no ha de entenderse aqu como el compuesto, pues en tal caso, seala A l e j a n d r o (351, 27-30), estara llamando forma* al conjunto (de la materia y la forma), sino lo que adviene a las partes, es decir, su ser como totalidad y su complelitud (holtt te kai teleiteta).

Adems, estn la causa accidental y sus gneros.Por ejemplo, de la estatua es causa, en un sentido, Policleto

y lo es, pero en otro sentido, el escultor, ya que accidentalmente coincide que Policleto es el escultor. Y causas son tambin las que abarcan a la accidental, por ejemplo, de la estatua es causa el hombre y tambin, genricamente, el animal, puesto que Policleto es hombre y el hombre es animal. Por lo dems, entre las causas accidentales las hay ms lejanas y ms prximas unas que otras, por ejemplo, si se consideran causas de la estatua el blanco y el msico, y no solamente Policleto o el hombre.

Todas las causas adems de decirse tales bien en sentido propio bien accidentalmente se dicen tales, ya porque lo son en potencia, ya porque estn actuando, por ejemplo, se dice que es causa de la edificacin, ya un constructor, ya un constructor que est edificando.

Del mismo modo cabe tambin hablar acerca de los efectos d que las causas son causas: cabe decir de algo, por ejemplo, que